Fibromialgia

La fibromialgia, como su nombre indica, es una enfermedad caracterizada por el dolor de las fibras musculares.
El músculo duele muchas veces por contracturas, que se producen cuando hay alguna patología asociada, como mecanismo de defensa para proteger una articulación deteriorada. La fibromialgia es un síndrome y como tal hay que tratarla. El tratamiento debe ser multidisciplinar y no no limitamos solamente a quitar el dolor.
Muchas veces va asociada a una artrosis, aunque no siempre, por lo que es muy importante hacer el diagnóstico diferencial, ya que son patologías totalmente diferentes.

La Fibromialgia fue reconocida por la OMS (Organización Mundial de Salud) en 1992. Se caracteriza por un grupo de síntomas y trastornos músculo-esqueléticos que provocan cansancio, dolor persistente, rigidez de intensidad variable de los músculos, tendones y tejidos blandos, así como un amplio rango de síntomas psicológicos: insomnio, dolores de cabeza y problemas de memoria o “lagunas mentales”.

Produce una excesiva sensibilidad en puntos predefinidos.

Aunque algunos autores dicen que esta enfermedad está ligada a alteraciones del sistema nervioso central, todavía no se ha podido demostrar nada. Sí se sabe que afecta al 3% de la población y es más frecuente en mujeres. La inmensa mayoría de las veces los músculos se contracturan y por eso duelen. Estas contracturas se producen como mecanismo de defensa de un hueso deteriorado o de un cartílago desgastado.

Si, se les trata con antidepresivos, pero realmente la depresión aparece por esos dolores tan persistentes; ¿Quién no tiene depresión cuando no se puede hacer una vida normal, cuando dependes de otra persona para todo?. Si tratamos el dolor el estado de ánimo mejora.

Fibromialgia

La fibromialgia, como su nombre indica, es una enfermedad caracterizada por el dolor de las fibras musculares.

El músculo duele muchas veces por contracturas, que se producen cuando hay alguna patología asociada, como mecanismo de defensa para proteger una articulación deteriorada. La fibromialgia es un síndrome y como tal hay que tratarla. El tratamiento debe ser multidisciplinar y no no limitamos solamente a quitar el dolor.
Muchas veces va asociada a una artrosis, aunque no siempre, por lo que es muy importante hacer el diagnóstico diferencial, ya que son patologías totalmente diferentes.

La Fibromialgia fue reconocida por la OMS (Organización Mundial de Salud) en 1992. Se caracteriza por un grupo de síntomas y trastornos músculo-esqueléticos que provocan cansancio, dolor persistente, rigidez de intensidad variable de los músculos, tendones y tejidos blandos, así como un amplio rango de síntomas psicológicos: insomnio, dolores de cabeza y problemas de memoria o “lagunas mentales”.

Produce una excesiva sensibilidad en puntos predefinidos. Aunque algunos autores dicen que esta enfermedad está ligada a alteraciones del sistema nervioso central, todavía no se ha podido demostrar nada. Sí se sabe que afecta al 3% de la población y es más frecuente en mujeres. La inmensa mayoría de las veces los músculos se contracturan y por eso duelen. Estas contracturas se producen como mecanismo de defensa de un hueso deteriorado o de un cartílago desgastado.

Si, se les trata con antidepresivos, pero realmente la depresión aparece por esos dolores tan persistentes; ¿Quién no tiene depresión cuando no se puede hacer una vida normal, cuando dependes de otra persona para todo?. Si tratamos el dolor el estado de ánimo mejora.

Tratamiento

Para la Fibromialgia nuestros tratamientos:

Se realizan con equipos médicos de alta tecnología, no hay efectos secundarios de ningún tipo. Toda persona que sufre dolor se va a beneficiar.

Tratamiento del dolor sin antiinflamatorios farmacológicos

C/ Goya 25, 2º Izquierda, 28001 Madrid
91 431 24 14
info@centromedicodoctoraescribano.com
L-V: 8:00 a 20:00

¿Quieres una solución?
Primera consulta de diagnóstico gratuita